Un paseo por el Lago del Oeste en Hangzhou

Más que Lago del Oeste (Xi Hu  en chino) yo lo llamaría Oasis del Oeste, la ciudad china de Hangzhou es otra de esas mega urbes chinas atestada de tráfico, ruido y personas de un lado para otro sin parar.

Hay multitud de sitios que visitar, no solo en la ciudad, sino en sus alrededores, yo hoy os voy a hablar del Lago del Oeste, un precioso remanso de paz junto a la ciudad donde pasear relajadamente sin tener que estar pendientes de que no te atropellen.

Por el camino podremos visitar fantásticos jardines,  museos, pagodas y templos, que junto con la vegetación y el lago regalan al visitante innumerables postales para el recuerdo.

Lago del Oeste de Hangzhou

vistas del Lago del Oeste de Hangzhou

A la hora de buscar alojamiento en la ciudad, yo recomendaría buscar uno que estuviese cerca del lago, si es con vistas a él, mejor que mejor. En la avenida Hubin Lu y alrededores hay multitud de hoteles. Por otra parte, quizás la zona sea demasiado amplia para verla caminando, así que también es recomendable agenciarse una bicicleta en uno de los muchos rent a bike que hay por todos lados, son muy económicas.

Como curiosidad voy a añadir que la ciudad de Hangzhou fue visitada a finales del siglo XIII por Marco Polo, dijo de ella, en su libro Los Viajes de Marco Polo, que era “la ciudad más suntuosa y elegante del mundo”. Hoy en día su visita y su descripción de la ciudad, que es una de las más largas de su libro, se siguen utilizando como reclamo turístico, aunque ya poco debe de quedar de la Hangzhou del siglo XIII la verdad.

Que visitar en los alrededores del Lago del Oeste en Hangzhou

Aquí os dejo un mapa de la zona:

Mapa del Lago del Oeste en Hangzhou

Podríamos empezar nuestro recorrido en la esquina superior derecha, en la Plaza Shaoniangong para empezar a caminar hacia la Pagoda Baouchu que se encuentra en lo alto de la Colina de la Piedra Preciosa. La pagoda es bastante alta, tiene unos 9 pisos de altura, cuando yo estuve no se podía entrar, no sé si habrá cambiado.

Lago del Oeste en Hangzhou

Barco en forma de dragón en el Lago del Oeste

Si seguimos caminando iremos a parar a uno de los platos fuertes de la zona, La Cueva del Dragón Amarillo. Custodiando la entrada hay un bonito bosque de bambú y algunas casas de té. En el fondo, hay un manantial de agua, que forma una bonita cascada, el agua brota de las fauces de una espectacular estatua de la cabeza de un dragón.

Si seguimos por el sendero iremos a parar al Complejo Taoísta Baopu, hay que pagar una entrada de 10 CNY. Aunque a mí lo que más me gustó es la cercana Terraza del Alba, desde donde se ven unas espectaculares vistas de todo el lago y de la ciudad desde lo alto.

Jardines cerca del Lago del Oeste en Hangzhou

Jardines cerca del Lago del Oeste en Hangzhou

Toda la colina está llena de jardines, estatuas y bonitos estanques, la verdad es que es un lugar magnífico para relajarse. El único problema es que, si vais en verano, el calor y la humedad serán bastante agobiantes, pero bueno, bienvenidos a China …

colina-Yunju-Hangzhou

Al salir de la colina nos encontraremos de frente una pequeña isla dentro del lago, a la que se puede acceder por el puente de Xiling. Dentro de la isla, aparte de seguir maravillándonos con la vegetación, hay un pequeño embarcadero donde contratar un paseo en barca por el lago o bien ir a la Isla Xiaoyingzhou. También está la tumba de Su Xiaoxiao y el Museo Provincial de Zhejiang. Aunque a mí lo más que me gustó fue el vivero de flores de loto que hay en los alrededores de la isla.

flores de loto

flores de loto flortando en el Lago del Oeste

Al salir de la isla y seguir hacia el Oeste nos encontramos con otro de los lugares más solicitados del lago, el Templo de Yue Fei. El templo fue construido en el siglo XIII para conmemorar la lealtad del general Yue Fei, que a tenor de lo fastuoso del lugar, debía ser un general bastante fiel. Entre las cosas que más llaman la atención son las estatuas de dos soldados arrodillados, que simbolizan dos traidores. Es tradición escupirles, así que ya os podéis imaginar el espectáculo de todos los chinos escupiéndoles cuando pasan por delante. Si ya de por sí, los chinos no tienen reparos en escupir en cualquier lugar, allí se junta el hambre con las ganas de comer …

edificio-Lago-Oeste-Hangzho

Por esa zona hay muchos restaurantes donde comer, yo probé una de las especialidades de la zona, el pollo del mendigo. Que básicamente es un pollo entero, y cuando digo entero me refiero con cabeza y patas, que se cuece envuelto en flores de loto, a mí la verdad es que me resultó demasiado amargo.

Lago del Oeste en Hangzhou

Lago del Oeste en Hangzhou

Sigamos, desde esa zona del lago hay un bonito camino que cruza el lago de norte a sur, llamado paso elevado de Sudi, llegando al final hay otro embarcadero desde donde contratar un paseo en barco. También podremos observar los “tres estanques que reflejan la luna”, que no son más que tres pequeñas esculturas de piedra que se iluminan por la noche.

Colina Yunju

Colina Yunju

Ya en la zona Sur del lago, nos encontramos con el fastuoso Templo de Jingci y la Pagoda Leifeng, desde el último piso de la pagoda se ven las mejores vistas panorámicas de la zona, también posee unos bonitos relieves tallados en piedra.

Vistas desde la Pagoda Leifeng

Vistas desde la Pagoda Leifeng

Pagoda iluminada por la noche en el Lago del Oeste de Hangzhou

Podemos terminar de bordear el lago o bien tomar un taxi para que nos lleve al Templo de Lingyin (Templo del alma escondida), un poco alejado del lago y a los pies del pico Feilai,  la entrada al templo cuesta 55 CNY. Mientras caminamos hacia el templo por podemos observar cientos y cientos de tallas budistas, algunas bastante curiosas, como la del Buda Maitreya sonriente.

En el edificio principal, que son reconstrucciones del templo antiguo que fue destruido, está el salón de los Cuatro Guardianes Celestiales (¡¡ Me encantan los nombres que le ponen los chinos a los templos !!) con varias tallas de madera que se cree tienen más de 1.000 años de antigüedad. Justo detrás, hay una estatua enorme de Buda.

Ya que estamos por la zona podemos concluir la visita subiendo al Pico de Norte en teleférico, el precio es de unos 100 CNY ida y vuelta y desde lo alto también se ven unas magníficas panorámicas de la zona.

Buda sonriente

Buda sonriente

Lago del Oeste en Hangzhou

Más vistas del Lago del Oeste en Hangzhou y el paso de Sudi

Alrededores del Templo de Jingci

Alrededores del Templo de Jingci

Bueno y esto ha sido todo, hay muchos lugares que he obviado, como varios museos y algún templo más, pero es que aquello es enorme y yo tampoco lo vi todo.

En un principio pasaba por la ciudad como escala para visitar la Montaña Amarilla, pero me sorprendió gratamente, no sé si tanto como a Marco Polo pero fueron dos días sin parar de pasear.

Del resto de la ciudad, también recomiendo un paseo por la calle peatonal de Qinghefang Gujie, llena de tiendas, casas de té y donde se hacen espectáculos callejeros de marionetas.

flor-de-loto-Hangzhou

familia-Lago-Oeste-Hangzhou

Author: Fernando Mesa

Viajar me pone .......... ¡¡¡ Feliz !!!. Me apasiona viajar y después de mucho tiempo leyendo blogs de otros viajeros para programar mis viajes, me he decidido a aportar mi modesto granito de arena. En Viajarmepone cuento mis experiencias vividas en primera persona y doy información que pueda servir de ayuda a otros viajeros. Puedes contactar conmigo en las redes sociales o en viajarmepone@viajarmepone.com

Share This Post On

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

Share This