De Siem Riep a Battanbang, una odisea por el río.

Después de unos días visitando los templos de Angkor mi siguiente destino iba a ser la ciudad de Battanbang. Al principio tenía pensado ir en autobús, pero al final decidí ir barco por el lago Tonle Sap y el río Sangker. La verdad es que fue todo un acierto, me encantó.

En total el precio fue de 17 dólares, 15 el billete del barco y otros 2 que pague a un motorista para que me acercara al puerto.

De Siemp Riep a Battanbang: pescadores en el lago Tonle Sap.

De Siem Riep a Battanbang: pescadores en el lago Tonle Sap

He de deciros que el viajes es una auténtica paliza, son 7 horas de trayecto durante la estación seca, ya que el río lleva poca agua. El barco es pequeño y estrecho y en todo el recorrido no para de subirse y bajarse gente, hay momentos en los que va petado. También hace de servicio de correos, así que aparte de personas, no paran de meter y sacar mercancías de todo tipo. Vamos, que llegas con el culo cuadrado a Battanbang jeje, así que si podéis llevar algo que haga de cojín, mejor.

De Siem Riep a Battanbang. El barco petado.

De Siem Riep a Battanbang. El barco petado.

Pero lo que ves desde el barco, tiene tanto encanto, que para mí, al final del trayecto el balance fue positivo. Desde el barco vas observando cómo viven los camboyanos primero en los pueblo flotantes del lago Tonle Sap y luego en la rivera del río. Es una ocasión única de poder explorar la Camboya profunda, sin ser tu el que conduces.

De Siemp Riep a Battanban: Restaurante flotante

Restaurante flotante

Cuando el barco se interna en algún núcleo de población, hace sonar su ensordecedora bocina, y entonces comienzan a acercarse multitud de pequeñas embarcaciones, unos suben, otros bajan, otros vienen a buscar algún paquete que les han enviado desde paradas anteriores o simplemente se trata de niños curiosos que se acercan a saludar.

niños jugando en el río Sangker

niños jugando en el río Sangker

La vida por esos lares no tiene pinta de ser fácil, en el lago todo flota, las casas, los colegios, las iglesias, los supermercados, los hospitales… Es un pueblo sobre el agua, y debido a que durante la estación de lluvias el lago aumenta considerablemente su profundidad, las casas están literalmente flotando como si fueran embarcaciones, no están fijadas al suelo con pilotes como en otros sitios.

Iglesia flotante

Iglesia flotante

Hospital flotante en el lago Tonle Sap

Hospital flotante en el lago Tonle Sap

La pesca es la principal actividad de la región, a parte de la agricultura. Está todo lleno de redes por todos lados, y durante todo el trayecto veremos multitud de personas pescando desde sus pequeñas embarcaciones. Una de las cosas más curiosas que vi fuero una especie de ingenios que consistían en una especie de catapulta, en un extremo había una red y en el otro extremo se subía una persona para hacer palanca y sacar la red del agua con el pesado.

Artilugio de pesca río Sangker

Artilugio de pesca río Sangker

Aunque lo que más llama la atención es la cantidad de niños pequeños que hay por todos lados jugando en el agua y saludando al barco cuando pasa. Es una de esas imágenes que se te quedan grabadas, es uno de esos momentos viajeros, que en el fondo es lo que algunos vamos buscando.

Niños jugando en el río Sangker

Niños jugando en el río Sangker

Niños en el barco camino de a Battanbang

Niños en el barco camino de Battanbang

casas en el rio Sangker

casas en el rio Sangker

Casas flotantes en el lago Tonle Sap

Casas flotantes en el lago Tonle Sap

Author: Fernando Mesa

Viajar me pone .......... ¡¡¡ Feliz !!!. Me apasiona viajar y después de mucho tiempo leyendo blogs de otros viajeros para programar mis viajes, me he decidido a aportar mi modesto granito de arena. En Viajarmepone cuento mis experiencias vividas en primera persona y doy información que pueda servir de ayuda a otros viajeros. Puedes contactar conmigo en las redes sociales o en viajarmepone@viajarmepone.com

Share This Post On

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

Share This